Featured Post

El peor día de mi vida

El 19 de septiembre de 1985 fue el peor día de mi vida. Mis recuerdos de ese día están ligados a una lluvia muy fuerte de la noche an...

Thursday, November 5, 2009

Una refrescante sorpresa

Después de - literalmente - años de tratar de encontrarla en esta ciudad, ayer me encontré una de mis cervezas favoritas en el lugar menos pensado: ¡en un Gigante! (bueno, Soriana u como sea).

Confesión/Post a Secret: Antes del 2002, yo no era muy fans de la cerveza, hasta que probé la Guinness y la cerveza checa. Desde entonces, han estado en mi top 3 de cervezas; Guinness, Pilsner Urquell y Krusovice (que, me dijeron, se pronuncia Krusoviche)


Ya sé que sueno a anuncio, pero es una cerveza que sí sabe a cerveza, sin ser fuerte, sobrealcoholizada o aguada (como las mexicanas - las cervezas, aclaro).

Encontrarla me trajo muchos flashbacks y sonrisas nuevas. Prometo que, cuando me visiten, siempre habrá un par de ellas en el refri. Buen pretexto, ¿no?


Y trataré también de postear más y más y más (como diría Kinky). Total, no tienen que ser grandes tratados, sino experiencias y cosas que quiera compartir con mis 2 followers. ¿O no?

4 comments:

Sporch said...

yo veo que tienes 3 followers. hehe

FerGil said...

Igual y son más de dos... sepa. Así que cerveza checa, eh?

Mr. Ruben said...

sip. Buenísima!

Gabriela/undies said...

Como presumes tanto esta chela, ahora te toca mocharte con unas jeje.